9 de febrero de 2013

Cementerio


Vaya, revisando mi lista de lectura de blogs, me he percatado que buena parte de ellos llevan meses muertos, incluso años. Mi lista de lectura es un cementerio. Algunos de estos lugares eran muy interesantes, con contenidos prácticos y entretenidos. Pareciera como si la tendencia estuviera reinvirtiéndose. También he observado cierto síndrome de burnout en algunos otros blogueros consolidados. En fin, no sé dónde acabará todo esto, pero pareciera que algo está cambiando ahí fuera.
La verdad es que en algunas ocasiones he coqueteado con el burnout, pero de un tiempo a esta parte lo saco a cenar y charlamos durante una larga sobremesa, con gin tonics y galletitas saladas. Sólo me falta acostarme con él.

Pero bueno, por ahora seguiremos aquí, hay días y días. Nos gusta demasiado jugar para abandonar ahora. Aunque nunca se sabe y nadie conoce que nos deparará el futuro.

11 comentarios:

  1. Sí, yo también me he fijado. No es extraño el momento en el que encuentro un blog que lleva sin postear desde 2011 o así. La verdad es que da bastante pena, ya que la mayoría son abandonados casi al principio de su carrera y se van sin una despedida ni nada.

    Supongo que a todos nos llegará el día, pero la cosa es ir luchando contra eso y poco a poco ir avanzando, haciendo camino.

    ResponderEliminar
  2. ¿Has probado a renovar tus feeds? Los blogueros a veces cumplen ciclos personales y si sueles seguir a un grupo estable de ellos es lógico que notes esto..

    ResponderEliminar
  3. El foro dio paso a los blogs y ahora los blogs dan paso a las redes sociales. Creo que es evolución, entre otras cosas ;)

    ResponderEliminar
  4. Yo renuevo frecuentemente mis listas de blogs que sigo (ya de paso, están en los laterales de mi propio blog).

    Auqneu a veces he dejado alguno que llevaba meses sin postear nada porque me ha dado alguna agradable sorpresa volviendo de entre los muertos (como es el caso recientemente de "Orcos e Porcos", que ha resucitado).

    ResponderEliminar
  5. La verdad es que es una tendencia bastante común: se crea un blog, en un par de años este alcanza su máximo de entradas anuales y en otro par de años baja el ritmo de publicaciones. Muchos blogs, al llegar a su quinto o sexto año de vida, deja de actualizarse.

    Creo que influye por un lado el hecho de que, llegado a cierto punto, si has creado un blog en torno a cierto tema, es posible que en un par de años hayas contado todo lo que quieres contar sobre dicho tema, y a partir de allí te de la impresión de que te estás repitiendo.

    Coincido lo que ya se ha dicho: los blogs van y vienen, y es interesante renovar los listados, porque siempre va surgiendo gente interesada en nuestro mundillo.

    La lástima es que alguien cierre el blog y lo borre, porque se pierden reflexiones, reseñas, artículos y ayudas de juego. Como mínimo, se pierde información sobre un cierto período de la historia de nuestro mundillo. Eso sí que es una lástima, no que alguien decida que ha cerrado una etapa en su vida.

    ResponderEliminar
  6. Cuando empezaron a aparecer los primeros juegos claramente "Old School" y comenzaron a organizarse comunidades respecto a ellos, muchos aficionados crearon blogs en los que reflexionaban sobre este estilo de juego, publicitara sus propias aportaciones, comentase sus partidas y todo lo demás.

    Pero a medida que ha pasado el tiempo, como bien reflexiona Carlos, hay gente que ya no sabe qué más contar. Nirkhuz también da otra pista, y es que mucha gente no tiene la disciplina (o la disponibilidad) para actualizar frecuentemente un blog, y en consecuencia este acaba cayendo en el olvido. Y eso sin olvidar que, en ocasiones, surgen problemas familiares, como sucedió con el autor de Grognardia, que obviamente te impiden (por consumirte tiempo y ánimos) dedicarte a esto.

    En cualquier caso, a mí tampoco me importa cuando un blog vuelve sobre viejos temas e ideas, siempre y cuando nos cuente sus experiencias. A fin de cuentas, un blog es una forma de compartir ideas, y no hace falta que estas sean revolucionarias.

    ResponderEliminar
  7. Mi blog es un perfecto ejemplo de lo comentado. Lo monté, tuve un periodo de bastante actividad que coincidió también con un periodo de inactividad laboral y lúdica curiosamente (pasé un par de años en paro y sin jugar apenas a rol), pero luego me puse a trabajar y volví a las mesas de juego y supongo que dejó de apetecerme emplear mi tiempo en teorizar y preferí dedicarlo a trabajar y jugar. C'ést la vie.

    Selenio.

    ResponderEliminar
  8. Hola, a lo mejor parece oportunista, pero yo creo que los blogs se van para dejar sitio a otros, nada dura eternamente. Yo llevo un año con un blog y am menos escribimos una reseña a la semana. Es difícil mantenerlo pero genera grandes satifacciones. Si quereis visitarnos busvar jubilados de arkham en google, duraremos.lo que duremos, pero mientras estemos disfrutaremos de vuestra compañia.

    ResponderEliminar
  9. En mi opinión muchas veces alguien abre un blog por el mero hecho de abrirlo, sólo para dar las mismas vueltas a un tema ya hablado o masticado por estos lares. Al final acaban quedándose sin saber qué decir y cierran.

    Vuestro blog comenzó (o por lo menos cuando lo conocí yo, hace más de 5 años creo) haciendo reseñas fotográficas de libros de rol que teníais. Si hubiérais dejado de tener o hubiérais pasado del tema habría cerrado, como pasa con otros blogs.

    Respecto al síndrome de Burn Out sí que es cierto que, en algunos blogs hay gente que, curiosamente, cree estar en posición de una verdad ineludible y cuya duda ofende. Me hace gracia que lo comentes tú, en cuyo blog leí hace un tiempo una reseña del hobbit que me pareció excelente, a la vez que di con otra reseña (de otro blog "conocido") que me pareció de lo más desagradable e irracional. Así que para mí eso significará que seguís haciendo las cosas bien.

    Un saludo

    ResponderEliminar
  10. A todo el mundo le van cambiando sus circunstancias y en su lista de prioridades lo que pudo estar una vez en algo muy alto puede que ya no lo sea. El blog, sea cual sea el tema o formato que trate, requiere un precioso tiempo libre no remunerado que desgraciadamente a veces no se tiene, por eso, lo difícil es seguir un día tras otro.

    Dudo mucho que con el camino que están tomando las redes sociales actualmente sustituyan algún día a los blogs.

    Por supuesto, es mi opinión.

    ResponderEliminar